Sevilla en bicicleta en 9 paradas

Recorrer Sevilla en bici es muy fácil, una ciudad completamente llana y llena de carriles bici, carriles que llegan a todas partes de la ciudad, y desde los que es fácilmente acoplarse a zonas peatonales, sin duda para mi ha sido una manera estupenda de conocer la ciudad a fondo y mucho más rápido de lo que hubiera sido moviéndose a pie.



Es cierto, que siempre recomiendo andar, andar mucho para descubrir las ciudad, pero hacerlo en bici es otra manera practicamente igual, recorrer callejones, calles y zonas que también puedes hacer a pie, solo que por algunas de esas zonas, llevarás la bici de la mano.


1. Paseo por la orilla del río Guadalquivir, para ver, desde este lado del río, el Barrio de Triana, la Torre del Oro que actualmente es la sede del museo naval, y confirmar que efectivamente el paseo por el carril bici de Sevilla es cómodo.


2. Llegar hasta el Palacio de San Telmo, atravesar el Parque de María Luisa y descansar en la Plaza de España, Plaza que ha sido lugar para rodajes de algunas películas, como Star Wars: El ataque de los clones entre otras, construida en 1929 para la exposición iberoamericana representa la España de la época.



3. Centro de la ciudad, donde hay partes que tenemos que ir andando y llevando la bicicleta en la mano, descubrimos la majestuosidad de la Catedral, el Archivo de Indias y los Jardines del Real Alcázar.  Dejamos para otro momento el subir a la la Giralda, desde donde contemplamos las mejores vistas de la ciudad. Y una paradita antes de nada, en la Real Fábrica de Tabaco situada en una calle entre peatonal, de paso de tranvía, de coches de caballos y de coches de policía


4. Paseo por las estrechas calles del Barrio de Santa Cruz y lo que a mi, personalmente, más me ha gustado, sus callejuelas, sus laberintos, descubrir plazas y plazoletas escondidas, sus pequeños bares y desembocar en grandes calles con una animación inigualable.


5. Metropol Parasol, o "las Setas" situado en la Plaza de la Encarnación, para subir hay que pagar 3€ si no ere residente de Sevilla, con bares, preciosas vistas y el Antiquarium para ver los restos romanos e islámicos.

6. El Arenal, que ni os hablo de la Maestranza, porque ya sabéis que me horroriza, pero el barrio está lleno de buenos bares, con un ambiente estupendo para el fin de semana y para sentarse a picotear algo observando la gente pasar, el momento de tener toda la terraza llena a que la gente salga corriendo me llegó muy dentro.

7. Plaza de San Lorenzo, conocida imagen en Semana Santa ya que se encuentra la Basílica del Gran Poder, y con ambientazo los viernes noche,

8. Sevilla es una infinidad de iglesias por descubrir, no dudo que preciosas todas ellas, pero no son de mi principal interés, eso sí ya os digo que la Basílica de la Esperanza Macarena es impresionante, yo apenas me paré porque pasé por delante cuando iba con la bici porque había quedado en otro punto de la ciudad, pero cierto es, que me impresionó.

9. Pasear por el Barrio de Triana, y por qué no, hacer otra parada par tomarse una cerveza y tomar un aperitivo, de esos que te ponen en Sevilla si eres sevillano, porque a nosotros, se olvidaron de ponerlo, al menos en el Barrio de Triana.


Share:

0 comments

Gracias por tu comentario, nos ayuda a crecer